Por Valentina Miranda
18 julio, 2022

Douglas Robert y Tamíris Muzini vieron a Braiá Caramelo entre los invitados y en la entrada de la iglesia brasileña, donde los observó y durmió. Cuando salieron, el can estaba tan alegre que los recibió como si estuviera felicitándolos, y en ese instante decidieron convertirlo en un miembro de la familia.

Ver perritos callejeros en todos lados alegra el día de muchos por su ternura, aunque no deja de ser el reflejo del abandono y las esperanzas de encontrar un nuevo hogar.

No importa de qué lugar se trate, un can callejero siempre logra hacer su aparición y ganarse el cariño de la gente. Así lo vieron Douglas Robert y Tamíris Muzini durante su boda en Brasil, donde un perrito sin casa llegó hasta la iglesia y se quedó en la entrada principal para ver la ceremonia y felicitar a los novios.

Tamíris Muzini

Apenas Tamíris puso un pie en la iglesia, notó la presencia del can entre los invitados. Si bien no esperaba verlo en la ceremonia, le alegró que fuera el intruso del día y terminó siendo más que bienvenido.

“Me sorprendió. Pensé: ‘Mira, hay un perro dentro de la iglesia’. Mi corazón se derritió”, dijo la mujer a The Dodo. El perrito sin dueño se ganó el cariño de todos y no dejaba de rodar por el piso de la entrada, donde observó a la pareja intercambiando sus votos y hasta durmió.

Yuri y Amanda Mergueti

Aunque despertó en el momento que los novios salieron del templo, y los recibió con saltos y moviendo felizmente su cola como si estuviera felicitándolos y pidiéndoles algo especial. “Cuando nos saludó al final, preguntó: ‘Llévame a casa. Llévame'”, dijo Tamíris al medio.

Los recién casados decidieron adoptar al perrito en ese mismo momento, y lo llamaron Braiá Caramelo de Jesus. Agrandaron la familia en su primer día de matrimonio.

Instagram: caramelodejesus

Como se comprometieron a cuidar de él, no tardaron en llevarlo al veterinario y fue sometido a una radiografía. En este examen vieron que una de sus patas estaba rota, había un moretón en su hocico y además una cicatriz en su vientre, probablemente porque sus antiguos dueños lo ataban, según Reshareworthy.

Ante estos diagnósticos el médico enyesó su pata, le colocó un cono en su cuello y trataron sus heridas para que comenzara su nueva vida.

Tamíris Muzini

Tamíris y Robert crearon la cuenta de Instagram @caramelodejesus para compartir fotos y videos de las nuevas aventuras de Braiá Caramelo, donde ya tiene más de 7 mil seguidores.

“Es tan amoroso. A pesar de todo lo que ha pasado, todavía cree en la bondad de las personas. Él nos da esperanza”, dijo la dueña a The Dodo.

Mira el momento a continuación.

De este modo, la llegada de Braiá a la ceremonia se ha convertido en el mejor regalo para los recién casados, quienes concluyen con el medio que “De verdad, él nos adoptó”. Apareció en el momento indicado.

Puede interesarte